¿Eres un Workoholic? Tips para lograr trabajar y vivir en tu casa

Para la mayoría de las personas trabajar desde casa es un objetivo, pero cuando tu espacio de trabajo se superpone con tu hogar te das cuenta que no era tan ideal.  Si convives con alguien es aun más evidente la cantidad de horas que trabajas (o no), y muchos caemos en el error de trabajar todo (pero todo) el día.
Bienvenidos workoholics, aquí mis consejos para trabajar desde tu casa y no morir (ni matar a otros) en el intento…

 

1- Oficina Móvil: asignar un lugar específico donde pondrás TODO lo referido a tu trabajo te ayudará a que no lo veas desplegado por toda la casa y por lo tanto no sientas todo el día que debes trabajar. Si bien puedes ir moviéndote, los papeles, planillas, útiles, etc. es bueno que estén todos juntos en algún lugar.

2- Lunch time: a la hora de comer SOLO DEBES COMER. Estar solo en casa frente a la computadora la mayoría de las veces lleva a comer mal, de más, sin consciencia, sin masticar y sin darte cuenta de lo que comiste. Tomate ese momento para descansar, respirar profundo y conectarte con la no-actividad que generará mayor actividad luego.

3- Agenda: ¡este consejo es el que más cuesta! Si no existen horarios, esto puede hacer que nos dispersemos fácilmente o que nos desbalanceemos trabajando un día 3 horas y el otro 15. Lo mejor es colocarte en la agenda horarios de sólo trabajo y otros de ocio, familia, deporte, etc. Para esto es fundamental reconocer tus momentos más productivos.

4- Sillón enemigo: el sillón y los asientos para descansar en general no son aptos para trabajar por la postura que adoptas. Para salvar tu columna, tu cuello y tus hombros, lo mejor es comprar una buena silla de oficina para sentarte –además de un mouse, que es amigo de tu muñeca- y registrar tu postura durante el día.

5- Muévete: ejercicio a diario, mini recreos para estirarte en tu casa y flexibilizar la columna, elevar las piernas contra una pared por la noche y tomarte tiempo para respirar y meditar harán que toda la carga sea más liviana.

¡Espero que les haya servido!
Ahora, a trabajar

Besos,

Luana

Foto: Claudia Cebrian

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *